Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Skip to main content

Buscar

Una pasión redescubierta

Una pasión redescubierta
Dennis Frohlich, Wave

Janssen se enorgullece de presentar obras de arte creadas por personas afectadas por las enfermedades y afecciones que tenemos el compromiso de tratar y prevenir. Visite nuestra galería de arte para aprender más sobre los artistas y ver más obras.

Al observar a Dennis Frohlich, un profesor adjunto de comunicaciones masivas de Bloomsburg University en Bloomsburg, Pensilvania, mientras pasea por el frondoso campus de la facultad camino a clases, nunca podría imaginar el dolor interior que lo aqueja.

Dennis sufre colitis ulcerativa (CU), parte de una serie de trastornos conocidos en conjunto como enfermedad intestinal inflamatoria (EII). Se trata de una afección con la que ha tenido que vivir, y superar, desde 2007, a finales de su tercer año en North Dakota State University.

“Empecé a sentir dolor de estómago y a tener diarrea, a veces acompañada por sangre en las deposiciones. Llevar adelante cada día se tornó un desafío”, recuerda. “Casi no tenía control de los intestinos y me preocupaba tener un accidente. Era como volver a ser un niño pequeño”.

Luego de una serie de exámenes, entre ellos una colonoscopía, radiografías y análisis de sangre, recibió este diagnóstico, completamente inesperado para él.

A pesar de las complicaciones y las internaciones durante el transcurso del año siguiente, Dennis obtuvo su licenciatura en periodismo a tiempo. Sin embargo, al no contar con otra solución viable a largo plazo disponible para aliviar el dolor, prestó su consentimiento para que se le extrajese el colon en una serie de tres cirugías. Esto implicaba vivir por más de seis meses con una ostomía, una abertura creada en el cuerpo mediante un procedimiento quirúrgico para la eliminación de los desechos corporales.

Durante su recuperación, Dennis aprovechó los medios sociales. Publicó videos acerca de su experiencia y mantuvo conversaciones por Internet con otras personas que tenían afecciones similares. Alentado por un antiguo profesor, se preparó para obtener su maestría en comunicación en salud. Disfrutó tanto este proceso que luego obtuvo un doctorado en el mismo campo para participar de forma más activa en la enseñanza y la investigación.

Su largo periodo de recuperación también le brindó tiempo para revivir su talento latente para la pintura, una pasión creativa que comenzó en la escuela secundaria.

“Saqué mis viejas pinturas acrílicas y pinceles y empecé a poner colores sobre la tela”, cuenta Dennis. “Las ideas simplemente empezaron a fluir. Después de haber dejado atrás esas cirugías, tenía más tiempo y energía porque me sentía mucho mejor de salud y empecé a pintar más y a publicar mi trabajo en Internet. Pintar me ha ayudado a contrarrestar la destrucción física y personal con la que vivía cada día”.

Dennis aún se inclina por las pinturas acrílicas de secado rápido. “Puedo dejar de trabajar, esperar un poco y luego agregar algo más”, dice. “Puedo ir y venir y terminar una pintura rápidamente. Es liberador tener ese nivel de control total”.

Y, como no tiene un espacio de trabajo dedicado, Dennis también disfruta de poder terminar una pintura en sólo un par de semanas. De esta forma, los materiales no ocupan demasiado espacio en su departamento.

A medida que la enfermedad inflamatoria intestinal atacaba su cuerpo y su vida,
Dennis encontró significado e inspiración en su arte.

Redescubrir esta pasión lo ayudó a superar sus luchas diarias y a descubrir las cosas importantes de la vida.

“Antes de mi enfermedad, llenaba el lienzo con un vibrante fondo de cielo y pintaba siluetas en negro en primer plano”, comenta Dennis. “Pero ahora, el material terrenal es más variado. Así veo la evolución de mi pintura y de mí mismo: con esperanza y optimismo”.

Dennis también disfruta de hacer origami, el arte japonés de doblar papel en formas y figuras decorativas.

“Empecé a practicar origami en la escuela secundaria, casi al mismo tiempo que empecé a pintar”, dice Dennis. “Disfrutaba al ver cómo un cuadrado de papel, que no dice nada, empezaba a adquirir tres dimensiones luego de un par de pliegues”.

Hoy, sigue practicando esta forma desafiante de arte.

“Es mucho más limitado que la pintura, y me resulta mucho más difícil apartarme de las instrucciones o crear algo propio”, dice Dennis. “Pero a medida que aprendo lo que puede y no puede hacer el papel, y la forma en que los pliegues se dividen matemáticamente en pliegues más pequeños, y todo eso, empiezo a ver la lógica de la construcción del origami”.

De la misma forma, Dennis ahora entiende cómo sus problemas de salud lo han moldeado como persona. Si bien su enfermedad ha sido una parte dolorosa de sus años universitarios, le ha permitido conocer (y ayudar) a muchas personas con la misma afección y hasta le ha enseñado que puede ser perseverante.

“Cuanto más me alejo de esa época crítica, más puedo ver el valor de mi enfermedad”, cuenta Dennis. “He tenido contratiempos, y me di cuenta de que… pude superarlos. Pude terminar mis estudios y trabajar para alcanzar mis objetivos. Mi fe cristiana se ha renovado, y esta fe me inspira. Quizás no todo salió como yo quería, pero la vida continuó y siempre hubo gente dispuesta a ayudarme”.

La enfermedad también le abrió las puertas para que Janssen exhiba su arte.

“La gente de Janssen encontró mi sitio y me ofreció ser uno de sus artistas exhibidos”, recuerda. “Me explicaron cómo usarían mi arte y eso me dio confianza de que lo hacían por los motivos adecuados. Me ayudaron a difundir más mi mensaje”.

Trabajar con Janssen ha sido parte de un viaje que refinó aun más la forma en que Dennis veía su propio arte. “Para Janssen, actualicé una pintura que ya tenía lista, pero la nueva versión es mucho más optimista. El árbol que estaba completamente muerto ahora tiene cintas. Asociarme con Janssen y ver cómo valoran el arte ha sido un gran proceso para mí”.

A continuación, puede obtener información adicional acerca de Dennis y la forma en que sus actividades creativas lo han ayudado a conquistar la EII que lo aqueja y hacer una diferencia en las vidas de otras personas.